El Lector Ideal

¿Quién es el lector ideal de nuestra novela?
Trucos y estrategias para identificar nuestro público lector

lector ideal

Lector ideal: ¿Nunca te has parado a pensar quién puede ser el lector ideal de tu novela?

En realidad, en principio nunca me hice esta pregunta, si tenía una idea para un cuento o un artículo lo escribía, lo publicaba y luego me quejaba de que no tenía lectores.

Con el tiempo, me he dado cuenta de que mi error más grande había sido no escribir para alguien en concreto, sino para un público variado, con intereses distintos, actitudes distintas, métodos de lectura distintos. De esta manera no me “verticalizaba” sobre un lector especifico, obteniendo solo confusión.

Escribo este artículo para darte unos consejos, para que no caigas en mis mismos errores y puedas empezar a escribir sabiendo con claridad quién es tu Lector ideal (“Ideal Reader Avatar” – IRA).

Para aquellos que llegaron a nuestro blog buscando un secreto que resuelva este obstáculo les tengo una buena noticia y una mala. ¿La mala? No existe esa piedra filosofal que pueda convertir cualquier idea de nuestra mente en una idónea para un libro. ¿La buena? Tampoco hace falta.

Identifica tu propio género literario

Cuando se imagina una historia, ésta nace ya dentro de un específico nicho literario; casi nunca hay que volver a plantearse el género de una idea.

Es fundamental que el autor lo tenga claro desde el principio y que sepa que está “hablando” solo a un preciso sector de lectores, con sus características, sus exigencias, sus costumbres. Cada género literario tiene sus sub-géneros más específicos.

Si estamos escribiendo una novela basada, por ejemplo, en la historia real de la investigación sobre un chico acusado de haber matado a alguien, el género literario de referencia podría ser:

  • Thriller
    • Policíaco
      • Investigaciones
        • Procedural
          • Historias reales

Claro es que a cada escalón que decidamos bajar hacia la identificación de nuestro género literario, excluimos lectores de otros géneros y sub-géneros. Para que un libro tenga una buena aceptación entre sus IRA, habrá que buscar un equilibrio entre lo especifico que queremos ser en la categorización de nuestra obra y el interés que nuestro texto pueda generar entre lectores de nuestro macro género literario.

Crear nuestro prototipo de lector

Hablando de lectores, muchos datos como: tipo de trabajo, nivel de sueldo o situación familiar no nos interesan. Pero es importante definir:

  • Edad: es distinto escribir para un adolescente o para una persona de 50 años. Identifica una franja de 10 años en la que tu IRA puede estar.
  • Género: según el libro que estás escribiendo, y en línea general, puede ser distinto escribir para una mujer o para un hombre
  • Instrucción y nivel cultural: Depende de lo que escribimos. Las palabras que usamos tienen que ser fácilmente comprensibles a nuestros lectores.
  • País de origen: escribiendo en español es muy importante, ya que el castellano que se habla en España es distinto al castellano que se habla en Argentina, en México o en Colombia.

Características psicográficas

Ahora empezamos con los datos verdaderamente importantes

  • ¿Cuáles son sus libros favoritos?: Haz un listado de los 5-10 títulos favoritos de tu lector ideal. Conociendo los libros que le han encantado conocerás su manera de enfrentarse a la lectura
  • ¿Cuáles son sus autores favoritos?: De la misma manera, haciendo un listado de 5-10 autores que le encantan a tu IRA, sabrás cuál es el estilo de escritura que más le gusta.
  • ¿Cuáles son los géneros que leen frecuentemente?: Es difícil que un lector lea solo y exclusivamente un determinado sub-género literario.
  • ¿Cuántos libros leen en un mes?: Es importante distinguir entre lectores habituales y lectores “del domingo”. Un lector voraz será más abierto a leer un libro de un autor novel respecto a un lector no habitual.
  • ¿Qué películas ven?: El mundo de la literatura está acercándose cada día más al mundo cinematográfico y viceversa. Es un dato importante saber cuáles películas le gustan a tu lector ideal.
  • ¿Dónde suelen comprar/coger/leer los libros?: Quién compra en librería tiene actitudes muy distintas a los lectores que compran en Amazon, o a los que los recogen en las bibliotecas, o a los que los leen en clubs literarios. Esto nos indica también las plataformas donde tendremos que promocionar más nuestro libro.
  • ¿Cómo eligen los libros para comprar?: Hay quien sigue el impulso, quien lee la sinopsis, quien mira la cubierta, quien lee reseñas en Amazon o goodreads…

Escribe la historia que quieres leer

En su libro “On Writing”, Stephen King habla del “lector ideal”. Cada escritor tendría que tener un lector ideal para el que escribir. King tiene a su mujer Tabitha; escribe para ella, ella es su IRA.

No teniendo nuestra “Tabitha” al lado, nuestro mejor lector ideal somos nosotros mismos. Nadie nos conoce mejor que nosotros y nadie sabe lo que falta en las librerías según nuestro punto de vista. Lo mejor que podemos hacer es escribir una novela que nos encantaría si fuéramos los lectores.

Lo mejor que podemos hacer, para saber si nuestro libro va a gustar a nuestros lectores ideales, es buscar a nuestros lectores ideales y pedirle una opinión sincera y quisquillosa.

Encuentra unos lectores afines a tus gustos literarios, lectores habituales de tu género y sub-género y pídele que hagan de beta-reader. Te ayudarán a crear la historia perfecta para tu lector perfecto.

¿Ya conoces tu lector ideal? Comparte su ficha en un comentario.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram

Podría interesarte:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.